Hermosa y poderosa oración Santísima Trinidad


Hermosa y poderosa oración Santísima Trinidad

Hermosa y poderosa oración Santísima Trinidad

Quisiera despojar mi oración Padre,
de toda palabra preconcebida.

Quisiera adormecer mis sentidos
para dejarme guiar tan sólo por Ti,
y pensar que no soy nada.

Quisiera que me empapes de Fe viva Jesús,
para transmitir la Fe serena, la Fe de la esperanza
y la Fe de la alegría a todo el mundo,
y seguir pensando que no soy nada.

Quisiera que me des, oh Espíritu Santo,
el don del amor y la caridad,
para recoger al caído y brindarle
Tu mano y consuelo, y pensar aún,
que no soy nada.

Quisiera que me ayudes, Virgen María,
a siempre recordar tu santa vida
para que yo pueda encontrar en ella
la inspiración de mis días,
sin olvidar que yo… yo no soy nada.

Porque siendo nada, sabré que sin Ti Señor,
no puedo hacer nada. Amén.

Enviado por: Roberto Santagada.