Oración de protección para nuestros hijos con la sangre preciosa de Cristo

Oración de protección para nuestros hijos con la sangre preciosa de Cristo
Oración de protección para nuestros hijos con la sangre preciosa de Cristo

Oración de protección para nuestros hijos con la sangre preciosa de Cristo

Oración de protección para nuestros hijos con la sangre preciosa de Cristo
En el Nombre de Dios Padre, Dios Hijo, Dios Espíritu Santo, Con el Poder de la Sangre Preciosa, de Jesucristo nuestro Señor, sello y protejo, a: (en este momento nombre a todos sus hijos), sello su consciente, inconsciente, subconsciente; ser físico, ser biológico, psicológico, material, y espiritual.

Con el Poder de la Sangre Preciosa, de Jesucristo nuestro Señor, los sello y los protejo, de todo accidente, dentro y fuera de la escuela o trabajo, de cualquier atropello, al cruzar calles o avenidas; de alcoholismo, tabaquismo, drogadicción, sexualidad, sensualidad, lujuria, obscenidad.

Con el Poder de la Sangre Preciosa, de Jesucristo nuestro Señor, los sello y los protejo, de sufrir algún secuestro, o de la enfermedad de la Influenza; de sufrir algún robo, abuso de autoridad, por parte de cualquier maestro, o abuso de cualquier compañero; de riñas dentro y fuera de la escuela, o de su trabajo.

Con el Poder de la Sangre Preciosa, de Jesucristo nuestro Señor, los sello y los protejo, de pandillerismo, de algún mal golpe, de caerle mal a alguien, de venganza, de apatía, de indiferencia ante cualquier dolor ajeno, de indiferencia a la Eucaristía, de desprecio a la virginidad, de desprecio al respeto a los adultos, y a los propios padres.

Con el Poder de la Sangre Preciosa, de Jesucristo nuestro Señor, los sello y los protejo, de cualquier maldición, de parte de cualquier maestro, compañero, o jefe de trabajo, u otras personas;

De abuso de autoridad, física y verbal, psicológica y mental.

De cualquier persona que los quiera engañar, sonsacar o involucrar en cualquier problema que no les corresponda.

Con el Poder de la Sangre Preciosa, de Jesucristo nuestro Señor, los sello y los protejo, de cualquier desilusión, obsesión, depresión; enfermedad física y mental.

Señor Jesucristo ¡derrama tus Bendiciones sobre mis hijos! ¡Derrama tu Preciosa Sangre sobre su cerebro!, para que tengan buena retención en sus clases.

Que tu Sangre Señor Jesucristo, fluya por sus venas.

Señor Jesucristo ¡escóndelos en el Corazón Inmaculado, de la Santísima Virgen María!

En el Nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.