Madre de Dios Oración necesidades económicas, salud y protección

Madre de Dios Oración necesidades económicas, salud y protección
Madre de Dios Oración necesidades económicas, salud y protección.

Madre de Dios y Madre Nuestra.

Santa María, Estrella de Belén, elevamos nuestras miradas a los Cielos pues sabemos que desde allí nos miras con amor y nos envías los favores que con fe solicitamos.

Virgen Santísima de Nazaret Tú que has engendrado al Niño Dios, escúchanos, Tú que llevaste al Niño Jesús en tu seno, bendícenos.

Tú que eres Madre de nuestro Altísimo Señor Jesucristo, tu mayor y gran tesoro fue tenerlo a Él, tocar sus hermosos bracitos sin temor, acerca nuestras humildes peticiones a tu Niño para que sane nuestras enfermedades y dolencias, alivie nuestros sufrimientos, penurias y nos otorgue su Salvación.

Madre de Dios y Madre Nuestra.

Señora Santísima de Belén, hoy llegamos con ilusión y esperanza a pedir tu protección, guárdanos de día y de noche, cúbrenos con tu amor, que tus caricias maternales nos envuelvan y asistan, que tu majestuosa Luz nos alumbre en la adversidad y tu auxilio nos salve en las penas y las tormentas.

Provéenos de felicidad, tranquilidad y prosperidad, y haz que nuestros caminos estén plagados de bienestar.

Madre de Dios y Madre Nuestra.

Reina bella de los Cielos y dulce Madre nuestra, Tú que has vivido el dolor y la pobreza, Tú que has sufrido en la noche sin hogar, Tú que eres madre de los pobres y olvidados, y eres milagroso consuelo del que reza en su llorar, borra mis llantos y haz que pueda volver a sonreír.

Aboga a favor mío y de mi familia pide sanación para nuestras enfermedades, aleja de nosotros todo peligro, enemigo y maldad.

Ruega por nuestras penurias y carencias para que tengamos una situación económica holgada, libre de tantas deudas y necesidades.

Aleja todos los problemas de dinero que nos aquejan y nos llenan de angustia e intranquilidad.

Madre de Dios y Madre Nuestra.

Sé que con tu ayuda puedo lograr mis anhelos, sé que pueden cambiar estos malos momentos y tener por fin paz y sosiego en mi día a día y ver el futuro con alegría y prosperidad.

Tu puedes conseguir el milagro que necesito pues el poder de tu mediación es grande ante el Señor, por ello escucha y lleva mis peticiones ante El y ruégale por mis urgentes dificultades y problemas.

(Pedir con mucha fe y esperanza lo que se desea obtener).

Madre de Dios y Madre Nuestra.

Oh Santísima Virgen de Belén, por tu pureza virginal, tu Inmaculada Concepción y tu gloriosa cualidad de Madre del Divino Niño Dios intercede a favor nuestro ante tu amado Hijo para que junto a Dios Padre y Dios Espíritu Santo me ayuden en tan grave situación.

Madre sé que a veces he cometido fallos por ello te suplico me consigas del Padre Eterno el perdón de mis errores y faltas así como voluntad para no volver a caer en ellas, y todas las gracias necesarias para ser mejor, María alcánzame ser digno de Dios y a Dios Llegar.

Madre de Dios y Madre Nuestra.

Salve, oh belleza de los Cielos, socórreme.
Señora salve oh piedad de los Cielos, dame fortaleza.
Señora salve, oh dulzura de los Cielos, intercede por mi.
Señora, salve oh Virgen de Belén, Madre amantísima, deposito en ti mi confianza.

Bendita Señora pues Tú eres el mejor y más grande consuelo de los que en la tierra sufrimos necesidad.

Amén, Así sea. <>

Enviado por: Emilio Parra (México)